Home > Content Library of Adult Spanish Medical Content > Emergencias No-Traumáticas

Cálculos en la Vesícula Biliar

Los Cálculos en la Vesícula Biliar...

Existen dos tipos de cálculos en la vesícula biliar: los cálculos de colesterol y los cálculos de pigmentos. El 80 por ciento de los cálculos en la vesícula son de colesterol. El tamaño de los cálculos puede ser desde el de un grano de arena o de sal al de una pelota de golf. Una persona puede tener un solo cálculo o varios cientos.

¿Qué son los cálculos en la vesícula biliar?

Los cálculos se forman cuando la bilis acumulada en la vesícula biliar se endurece y forma un material similar al de las piedras. Demasiado colesterol, sales biliares o bilirrubina (pigmento biliar) pueden causar los cálculos.

Cuando los cálculos están dentro de la propia vesícula biliar se habla de colelitiasis. Cuando los cálculos están en las vías biliares se habla de coledocolitiasis. Los cálculos que obstruyen las vías biliares pueden producir una infección grave de las vías biliares, el páncreas o el hígado, que incluso puede poner en peligro la vida. Las vías biliares también se pueden obstruir por un cáncer o un traumatismo.

¿Cuál es la causa de los cálculos en la vesícula biliar?

Se cree que los cálculos de colesterol se forman cuando la bilis contiene demasiado colesterol, demasiada bilirrubina o pocas sales biliares, o cuando la vesícula biliar no se vacía como debiera por alguna otra razón.

Los cálculos de pigmentos tienden a desarrollarse en las personas que padecen cirrosis, infecciones de las vías biliares y trastornos sanguíneos hereditarios como la anemia de células falciformes. Las causas de este tipo de cálculos no se saben con certeza.

¿Cuáles son los síntomas de los cálculos en la vesícula biliar?

Al principio, la mayoría de los cálculos no causan síntomas. Sin embargo, cuando los cálculos aumentan de tamaño o cuando empiezan a obstruir las vías biliares, pueden aparecer síntomas o "cólicos". Los cólicos biliares suelen aparecer después de comer alimentos grasos por las noches. A continuación se enumeran los síntomas más comunes de los cálculos en la vesícula. Sin embargo, cada individuo puede experimentarlos de una forma diferente. Los síntomas pueden incluir:

  • Dolor fuerte y continuo en la parte superior del abdomen que aumenta de intensidad rápidamente y que puede durar desde 30 minutos hasta varias horas.
  • Dolor en la espalda entre los omóplatos.
  • Dolor en el hombro derecho.
  • Náusea.
  • Vómito.
  • Fiebre.
  • Escalofríos.
  • Ictericia.
  • Sentirse abotagado.
  • Intolerancia a los alimentos grasos.
  • Eructos o gases.
  • Indigestión.

Las personas que sufran los siguientes síntomas deberían consultar a su médico inmediatamente:

  • Sudor.
  • Escalofríos.
  • Fiebre leve.
  • Color amarillo (ictericia) de la piel o del blanco de los ojos.
  • Heces del color de la arcilla.

Algunas personas con cálculos en la vesícula biliar no presentan ningún síntoma. Estos cálculos reciben el nombre de "cálculos silenciosos" porque no afectan al funcionamiento normal de la vesícula biliar, el hígado ni el páncreas y en la mayoría de los casos no necesitan tratamiento.

Los síntomas de los cálculos en la vesícula biliar pueden parecerse a los de otras condiciones o problemas médicos como un ataque al corazón, apendicitis, úlceras, síndrome del intestino irritable, hernia de hiato, pancreatitis o hepatitis. Siempre consulte a su médico para el diagnóstico.

¿Qué es un factor de riesgo?

Un factor de riesgo es cualquier cosa que pueda aumentar las posibilidades de una persona de desarrollar una enfermedad. Puede ser una actividad como fumar, la dieta, su historia familiar, o muchas otras cosas.

Diferentes enfermedades, incluyendo los cánceres, tienen factores de riesgo diferentes. Aun cuando estos factores pueden aumentar el riesgo de una persona, éstos no necesariamente causan la enfermedad.

Algunas personas con uno o más factores de riesgo nunca desarrollan la enfermedad, mientras otras lo desarrollan sin tener factores de riesgo conocidos. Pero, el saber sus factores de riesgo de cualquier enfermedad, puede ayudar a guiarle en la toma de las acciones apropiadas, incluyendo el cambio de la conducta y el ser monitorizado clínicamente para la enfermedad.

¿A quién afectan los cálculos en la vesícula biliar?

A continuación se sugieren los factores de riesgo de los cálculos en la vesícula biliar:

  • Obesidad
    La obesidad es un importante factor de riesgo para los cálculos en la vesícula biliar, sobre todo en las mujeres.
  • Estrógenos
    El exceso de estrógenos debido al embarazo, la terapia hormonal sustitutiva, o las píldoras anticonceptivas parecen incrementar los niveles de colesterol de la bilis y disminuir la movilidad de la vesícula biliar, y ambas cosas pueden causar cálculos.
  • Etnicidad
    Los nativos americanos tienen los mayores índices de cálculos en la vesícula biliar en Estados Unidos y parece haber una predisposición genética a segregar niveles elevados de colesterol en la bilis.
  • Sexo
    Las mujeres de edades comprendidas entre los 20 y los 60 años de edad tienen el doble de probabilidades de desarrollar cálculos en la vesícula que los hombres.
  • Edad
    Las personas mayores de 60 años de edad son más propensas a desarrollar cálculos en la vesícula que los jóvenes.
  • Medicamentos que reducen el colesterol
    Los medicamentos que reducen el colesterol de la sangre pueden hacer aumentar el colesterol que se secreta en la bilis lo cual, a su vez, aumenta el riesgo de padecer cálculos.
  • Diabetes
    Las personas diabéticas generalmente tienen niveles elevados de ácidos grasos, llamados triglicéridos, que pueden aumentar el riesgo de cálculos en la vesícula biliar.
  • Adelgazamiento rápido
    Cuando el cuerpo metaboliza la grasa de una persona que adelgaza rápidamente, hace que el hígado segregue una cantidad extra de colesterol en la bilis, lo cual puede causar cálculos en la vesícula biliar.
  • Ayuno
    El ayuno reduce la movilidad de la vesícula biliar, causando que la bilis se vuelva demasiado concentrada de colesterol.

¿Cómo se diagnostican los cálculos en la vesícula biliar?

En algunos casos, los cálculos asintomáticos se descubren por casualidad, durante el diagnóstico de otro problema. Sin embargo, cuando el dolor persiste, para diagnosticar los cálculos en la vesícula biliar su médico puede querer realizarle una historia médica completa y un examen físico, además de los siguientes procedimientos diagnósticos:

  • Ultrasonido - técnica de diagnóstico que utiliza ondas sonoras de alta frecuencia para crear imágenes de los órganos internos.
  • Colecistografía - rayos X que muestran el flujo de un líquido de contraste desde el intestino hacia la vesícula biliar.
  • Exámenes de sangre (para buscar signos de infección, de obstrucción, de ictericia o de pancreatitis).
  • Tomografía computarizada (También llamada escáner CT o CAT) - procedimiento de diagnóstico por imagen que utiliza una combinación de rayos X y tecnología computarizada para obtener imágenes de cortes transversales (a menudo llamadas "rebanadas") del cuerpo, tanto horizontales como verticales. Un escáner CT muestra imágenes detalladas de cualquier parte del cuerpo, incluyendo los huesos, los músculos, la grasa y los órganos. La tomografía computarizada muestra más detalles que los rayos X comunes.
  • Colangiopancreatografía endoscópica retrógrada (su sigla en inglés es ERCP) - procedimiento que implica la inserción de un endoscopio (tubo visor) a través del estómago y del intestino delgado. Durante este procedimiento se inyecta un colorante especial que muestra los conductos del sistema biliar.
  • Esfinterotomía - procedimiento para abrir el esfínter muscular, un anillo formado por músculo que rodea una abertura natural y actúa como una válvula lo suficientemente grande como para permitir que los cálculos pasen al intestino.

Tratamiento de los cálculos en la vesícula biliar:

El tratamiento específico para los cálculos en la vesícula biliar será determinado por su médico basándose en lo siguiente:

  • Su edad, su estado general de salud y su historia médica.
  • Qué tan avanzada está la condición.
  • Su tolerancia a determinados medicamentos, procedimientos o terapias.
  • Sus expectativas para la trayectoria de la condición.
  • Su opinión o preferencia.

Si los cálculos no causan síntomas generalmente no se necesita tratamiento. Sin embargo, si el dolor persiste, el tratamiento puede incluir:

  • Extirpación de la vesícula biliar (colecistectomía) - una vez extirpada, la bilis fluye directamente desde el hígado hasta el intestino delgado. Los efectos secundarios de este flujo pueden incluir la diarrea, debido a que ya no existe bilis almacenada en la vesícula.
  • Terapia de disolución oral - medicamentos hechos con ácidos biliares que se utilizan para disolver los cálculos.
  • éter metilbutílico terciario - solución que se inyecta en la vesícula biliar para disolver los cálculos.
  • Litotricia extracorpórea por onda de choque (su sigla en inglés es ESWL) - procedimiento que utiliza ondas de choque para romper los cálculos en cálculos diminutos que puedan pasar a través de las vías biliares sin obstruirlas.
  • Terapia de disolución por contacto - procedimiento experimental en el que se inyecta un medicamento directamente en la vesícula biliar para disolver los cálculos.

Haz click aquí para ir a la página de
Recursos en la Red de Las Emergencias No-Traumáticas

 
Connect Healthcare Panacea CMS Solutions
Mapa del sitio | Comunicarse | Política de privacidad | Condiciones de uso
Copyright © 2014 New York Hospital Queens
56-45 Main Street, Flushing, NY 11355